casa212.jpgarmando romero

 

[…] escribo desde la atribulada inteligencia emocional, un corresponsal jamás deja de asombrarse, ante la muerte. No resulta fácil escribir una crónica, sin dejar de lado, las emociones y exponer los hechos descarnadamente. El accidente aéreo en la isla Juan Fernández, una de las zonas más abandonadas de Chile, deja en evidencia, la precariedad de las condiciones de vida, de los isleños.

 

El avión siniestrado de la Fuerza Aérea de Chile, amerita una exhaustiva investigación periodística […] todo accidente, se puede evitar en la gran mayoría de los casos, si se cumplen las adecuadas normas de seguridad. Lo primero es preguntarse, acaso un piloto con sólo 700 horas de vuelo. ¿Está capacitado para hacer frente, a las complicadas condiciones en la isla, con las dificultades que esta presenta.? El general Larraechea pretende justificar la poca autonomía del avión y la falta de experiencia de la tripulación. La soberbía  de no querer reconocer los errores, es parte de esa cultura de las instituciones armadas de Chile

 

Un piloto debe no sólo, tener la instrucción de vuelo, sino que la debida experiencia, que dan las horas de vuelo. El viernes 2 de Septiembre del 2011. Un avión de factura española, modelo CASA 212, se llevó junto a su abrupta caída al mar, a 21 personas que se desintegraron junto al fuselaje de la aeronave al no poder aterrizar en una limitada y precaria pista, la única existente en el Archipiélago Juan Fernández. Distante a más de 670 kilómetros del continente chileno, está compuesto por la Isla Robinson Crusoe que es la que tiene en su parte superior la pista de aterrizaje, la isla Alejandro Selkirk, el islote Santa Clara y varios islotes menores. . La abrupta geografía de estas formaciones impide la instalación de otras alternativas, por lo tanto la pista que está construida sobre una pendiente de 2 grados con cortos 1.018 metros de extensión y 18 metros de ancho, la convierten en un difícil desafío, incluso para los pilotos más experimentados.

 

Muchos pilotos han declarado que volar a Juan Fernández es uno de los viajes en los que no saben si volverán con vida, a pesar de que no existe un registro histórico de accidentes en el pasado que hagan pensar de tal forma. Quizá la baja tasa de siniestros ocurridos en esa pista se deba a que quienes pilotean aviones hacia Robinson Crusoe son principalmente profesionales con vasta experiencia.

 

El cabezal (inicio de pista) y terminal tienen una característica que es el principal escollo para aeronaves de mayor envergadura: ambos terminan en precipicios prácticamente verticales con más de 100 metros de profundidad. Los vientos en la zona, provocados por su particular ubicación geográfica y por el hecho de que chocan contra las paredes de estos precipicios y luego se levantan con gran fuerza afectando enormemente la estabilidad de los aviones que se aproximan, son otra barrera que los pilotos deben superar en cada aterrizaje.

 

No existe instrumentación adecuada en el aeródromo que permita conocer las condiciones del viento, solamente hay una cámara que ayuda a “visualizar” las condiciones del tiempo. Estos son los motivos que impiden los aterrizajes fluidos, de acuerdo a lo que han indicado experimentados pilotos que acostumbran volar hasta la isla. El modelo CASA 212, tiene una capacidad de 18 pasajeros. Capacidad de carga 2.950 kg. La pregunta es: ¿se cumplía con esa mínimas, normas de seguridad? La FACH tiene que responder, una institución jerarquizada, adoctrinada en valores, que no siempre han respetado los derechos humanos.

 

Las FF.AA y las instituciones policiales, están habituada a desinformar a la opinión pública, a encubrir sus actos, mentir y abusar del poder. La FACH en los últimos tiempos, se ha visto involucrada en negocios turbios y hechos vergonzosos. Desde el alto mando, se a tapado y obstaculizado toda posibilidad de investigación. La corrupción en estas instituciones, forma parte de su doctrina, desde los altos mandos se fomentan, las malas prácticas institucionales.

 

El gobierno no a tenido mayor escrúpulo, en desplegar todo el aparataje comunicacional, sacando ventaja de este lamentable hecho noticioso. Logrando desviar el foco, del conflicto estudiantil. Al igual que en el caso de los 33 mineros, Piñera invoca a los valores de la solidaridad, haciendo un mediático llamado a la unidad nacional. Desviando la atención, de la crisis del modelo neoliberal y de la clase política, que es repudiada por la población. La última encueta de Adimark indica que: la aprobación del Presidente Piñera es de 27% y la desaprobación llega a 68%. Por su parte, el gobierno muestra niveles de desaprobación un tanto mayores que los del Presidente. En agosto, un 25% aprueba la forma en que el gobierno desarrolla su labor y un 70% lo desaprobó.

 

El Senado también obtiene los peores resultados de esta serie. Un 24% aprueba su gestión y un 60% la desaprueba. En tanto la Cámara de Diputados obtiene un 20% de aprobación y un 64% de desaprobación.

 

El rechazo se traspasa también a los partidos políticos, donde la Concertación obtiene un 71 por ciento y la Coalición por el Cambio un 66 por ciento, Junto a esto, el sondeo incluyó evaluaciones sobre el denominado conflicto estudiantil, que recibió un 76 por ciento de apoyo ciudadano a sus demandas, pese a los más de tres meses de movilizaciones. Más allá de las frías cifras, se refleja el rechazo al modelo y su clase política.

 

Hoy todos los noticiaros y medios escritos, dan una amplia cobertura al accidente aéreo, los ministros desplegados en una campaña mediática, justo cuando Piñera, se había puesto por sí mismo una camisa de fuerza […] acontece este penoso acontecimiento, que nos conmueve como seres humanos, dejando de lado cualquier otra consideración. Quienes hemos vividos las violaciones a los DD.HH, ya sea como reportero, o como víctimas […] conocemos el valor de la vida, y nos sentimos profundamente comprometido con la verdad y la justicia.

Regresar al inicio